Aceite de Melisa

$330

Efecto sedante. Tranquiliza y relaja el sistema nervioso central, combatiendo el insomnio. Calma las emociones en los estados de hipersensibilidad, histeria, conmoción, pánico y miedo. Mejora la memoria y la concentración. Armoniza y equilibra. Evita mareos y náuseas en mujeres embarazadas. Como contraindicación, tiende a bajar la presión arterial.